• Salud y farmacias
cufarmacias
Cúrcuma: propiedades y cómo consumirla

Cúrcuma: propiedades y cómo consumirla

  • 27 de enero de 2019

En los últimos años, el interés de los investigadores por la cúrcuma ha explotado literalmente, especialmente por sus propiedades contra el cáncer.

Esta moda sin precedentes responde a la creciente demanda de preparaciones terapéuticas basadas en cúrcuma por parte de la población en busca de tratamientos naturales y extractos de plantas.

Las propiedades de la cúrcuma son:

  • Propiedades antioxidantes, que permiten combatir el estrés oxidativo asociado a numerosas patologías.
  • Virtudes digestivas, que están especialmente relacionadas con la estimulación de la mucosidad gástrica.
  • Efectos beneficiosos sobre el apetito.
  • Notable poder antiinflamatorio.

Evidencia en la literatura, muchos ensayos clínicos han demostrado su potencial antiinflamatorio en diversos trastornos como la osteoartritis, la colitis ulcerosa, la pancreatitis, la artritis o incluso el síndrome del intestino irritable.

En cuanto a sus efectos contra el cáncer, la comunidad científica siempre ha sido muy cauta. Hay muchos estudios que sugieren sus efectos positivos en la prevención del cáncer y en contra de la proliferación de células cancerosas, pero hasta la fecha, ningún mecanismo concreto de acción ha permitido explicar este efecto anticancerígeno. Un nuevo estudio ayuda a aclarar este mecanismo gracias a una técnica muy sofisticada, la cristalografía de rayos X. Investigadores de la Universidad de California en San Diego demostraron que la curcumina, uno de los componentes de la cúrcuma, se une fácilmente a una molécula involucrada en el crecimiento de las células cancerosas. Este enlace desactiva temporalmente uno de los mecanismos que permiten que las células cancerosas se multipliquen sin ningún control, lo que proporciona a la célula un intervalo de tiempo adicional para reparar las anomalías celulares u ordenar su propio suicidio.

 

Estos trabajos científicos validan los beneficios de la cúrcuma alegados por nuestros mayores y ayudan a hacerla popular y dar a conocer sus beneficios en todo el mundo. Pero, ¿cómo disfrutar realmente de esta extraordinaria planta a diario?

 

¿Cómo consumir la cúrcuma? Hay tres formas principales de usar la cúrcuma:

  • Infusión de cúrcuma. Se infunden de 1 a 2 g de polvo de rizoma seco (el equivalente a una cucharadita) en 15 cl de agua que se hierve durante aproximadamente 15 minutos. Se recomiendan dos tazas al día para aprovechar sus propiedades.
  • Aceite esencial de cúrcuma. Este aceite esencial, que se encuentra entre los más antioxidantes, se utiliza principalmente para ayudar a curar y tratar los trastornos relacionados con la esfera digestiva.
  • Complementos alimenticios a base de cúrcuma (en cápsulas). Dado que se cree que los curcuminoides son responsables de los efectos terapéuticos de la cúrcuma, los suplementos enriquecidos en estos compuestos son particularmente interesantes.

Permiten obtener dosis que van mucho más allá de lo que se puede lograr con infusiones, aceites esenciales y polvo de rizoma seco. Los suplementos estandarizados al 95% de curcuminoides como la cúrcuma natural son los más potentes, así como los que contienen bromelina, piperina o fosfolípidos como la súper cúrcuma porque mejoran su absorción. Estos compuestos aumentan la actividad de una proteína intestinal involucrada en el transporte de la curcumina al mismo tiempo que ralentizan el mecanismo para su eliminación en la orina. La dosis estándar es de aproximadamente 2 g de cúrcuma por día, equivalente a una cápsula de cúrcuma natural.

Añade tu comentario